La corbata, el complemento perfecto

Sabías que el origen de la corbata surgió en Croacia, en la segunda mitad del siglo XVII. Es curioso que sea una prenda tan utilizada pero, que muchos no sepan de su origen. Por norma general es el complemento masculino por excelencia que nunca pasa de moda, completa cualquier look dotándolo de estilo y personalidad.

 

A continuación, vamos a hablar de los diferentes tipos de corbatas y veremos cuál se adapta mejor a cada estilo.

Comprar corbatas clásicas

 

Las corbatas de toda la vida siempre han sido lisas, de cuadros, rayas o lunares. De entre estos modelos las hay más arriesgadas o más simples, más divertidas o más serías pero siempre han estado en nuestros armarios.

Corbatas lisas

Una corbata lisa es una aliada en cualquier ocasión y look, aportando un toque sencillo y elegante. Si buscas comprar una corbata lisa para utilizar en varias ocasiones opta por un color gris o azul, combinará con todos tus trajes y camisas.

 

Este modelo permitirá que arriesgues más en el traje o camisa, una combinación de prendas más arriesgada y llamativa requiere una corbata lisa.

Corbatas rayas

Un clásico sin lugar a duda ya sean de rayas anchas, estrechas de dos o tres colores. Las corbatas a rayas son todo un acierto para el trabajo y, las puedes encontrar más o menos serias dependiendo de la combinación de colores.

 

El diseño de las rayas por lo general es en diagonal jugando con los grosores. Unas rayas blancas sobre un fondo burdeos o azul pasarán más desapercibida que una con rayas verdes y azules.

Corbatas cuadros

¿Buscas comprar una corbata moderna pero elegante? Esta es la tuya. Los cuadros aportan modernidad y destacan la personalidad del traje, siempre que se presente bien combinado. Son más modernas que las de rayas pero, hay que tener muy en cuenta la combinación de colores de la corbata con el resto del atuendo.

 

Las corbatas con cuadros tartán también van bien, siempre y cuando los cuadros de la camisa sean pequeños.

Corbatas lunares

La corbata de lunares es un gran clásico, lunares blancos pequeños sobre un fondo azul o burdeos. En la actualidad hay combinaciones de lunares más arriesgadas si el diseño es con lunares más grandes.

Es ideal para una noche festiva o un evento de día, ahora para la oficina no es la mejor elección.

Las arriesgadas

Arriesgar en esta vida siempre está bien pero, mejor tener el tiro asegurado porque si no todo se puede ir al traste. Teniendo unos conceptos claros no hay ningún problema en vestir corbatas arriesgadas, compra las corbatas pensando bien para qué ocasión.

Corbatas originales y corbatas de dibujos

El diseñador suele dar rienda suelta a su imaginación logrando combinaciones llamativas perfectas para lucir en una comida, un brunch o hasta una boda. La intención de este tipo de corbatas es claro, llamar la atención así que mejor no elegir para ir a la oficina.

Corbatas flores

Si estás pensando en comprar una corbata de flores ahora que se acerca el buen tiempo te animamos a que lo hagas. Tener una corbata con un estampado de flores hará que añadas a tu look personalidad. Lucela con una camisa lisa y habrás acertado.

 

Como puedes ver hay un sin fin de estilo de corbatas y para estar seguro de acertar te recomendamos que seas tú mismo quien la elija. Piensa bien cómo la vas a combinar y para qué ocasión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.